Connect with us

CNN en Espanol

Momento de prueba

Nota del editor: Oscar Díaz Moscoso es comunicador social egresado de la Universidad de Lima, analista político y conferencista internacional. Ganador de 4 premios nacionales de Prensa. CEO de Viceversa Consulting S.A. Las opiniones expresadas en este artículo son propias del autor.

(CNN Español) – Desde que a mediados de julio la opinión pública peruana y latinoamericana fue estremecida por los aberrantes audios propalados por un programa periodístico dominical, que, según la agencia EFE, destapaban con crudeza las negociaciones de un juez supremo, quien ofrecía liberar de una condena al violador de una menor a cambio de una coima, la política peruana empezó un proceso de “judicialización”. Es muy difícil saber cuándo acabará y sobre todo cómo terminará.

Desde entonces, como nunca sucedió antes en sus casi 200 años de vida republicana, los peruanos vieron estupefactos cómo se defenestraba todo el Consejo Nacional de la Magistratura, que nombra y retira jueces y fiscales, la renuncia del ministro de Justicia, que apenas tenía 3 meses en el cargo, la separación de su puesto de un juez supremo, la renuncia del mismísimo presidente del Poder Judicial y finalmente, la destitución y encarcelamiento del presidente de la Corte Superior del Callao. Todo en el tiempo récord de tres semanas.

Con gran sagacidad, hasta ese entonces desconocida en el actual inquilino de la Casa de Pizarro, el presidente Martín Vizcarra dio un discurso de fiestas patrias mayoritariamente aplaudido, en el que tomó la bandera de la lucha contra la corrupción. Algo parecido a lo hecho por su colega ecuatoriano, Lenin Moreno, pero en circunstancias mucho más complicadas. A diferencia de Moreno, Vizcarra es un presidente “accidental”, que fue elegido para vicepresidente, pero que ante la renuncia obligada de Pedro Pablo Kuczynski tuvo que asumir los destinos del Perú el 23 de marzo último.

Tenemos entonces a un presidente sin partido político, que fue invitado a formar parte de una fórmula presidencial como independiente. Como lógica consecuencia, Vizcarra tiene hoy en el parlamento un partido prestado y minoritario, que difícilmente puede ayudarlo a iniciar la reforma del sistema de justicia que ha prometido llevar adelante. Justamente esta circunstancia explica en parte por qué ha anunciado un referéndum. La decisión ha puesto contra la pared al Congreso de la República, manejado por el partido opositor Fuerza Popular, liderado por la perdedora de las últimas elecciones, Keiko Fujimori, hija del expresidente Alberto Fujimori, liberado este año gracias al indulto dado por el expresidente Kuczynski, lo cual terminó, entre otras cosas, costándole el sillón presidencial.

En esas contradicciones típicas de nuestra región, Perú es un país cuyo Producto Interno Bruto (PIB) creció el año pasado 2.5% y que todo indica cerrará este año con un aceptable 4%, con todo y corrupción. Pero no nos engañemos. Para que este país reduzca la pobreza debe crecer un mínimo de 5% anual, y ese es el reto del presidente Vizcarra. Es como salir a navegar en medio de una tormenta.

Mientras tanto, se agudizan las contradicciones entre Vizcarra y el partido de oposición mayoritario, que hasta hace poco miraba con entusiasmo su llegada a la máxima magistratura del Perú. El primero quiere referéndum ya, contra viento y marea, mientras que el fujimorismo no comparte el deseo presidencial, pues dentro de la consulta se propondrá nada menos que la eliminación de la reelección de los congresistas y el control del financiamiento de los partidos políticos. Ciertamente no hay que ser muy avispado para entender por qué el congreso rechaza el temido referéndum.

El bisoño presidente peruano está en la disyuntiva de enfrentar abiertamente al fujimorismo en los próximos tres años de gobierno que le quedan, con todas las consecuencias que este acto “heróico” puede conllevar, o asumir el reto de hacer política, conversando, concertando y, por qué no, negociando, que es lo que se hace en todo el mundo. Claro que la cosa se complica cuando tiene una tribuna que pide sangre, y un contrincante que no quiere dar su brazo a torcer.

Perú tiene el triste privilegio de que sus últimos cinco presidentes o han sido encarcelados, o están siendo investigados por la justicia o tienen pedido de extradición -como es el caso de Alejandro Toledo- por casos de corrupción. Pero quienes quieren ver el vaso medio lleno afirman que es el único país de América Latina que se ha atrevido a pasar por el aro de la justicia a sus expresidentes, como lo haría con cualquier ciudadano de a pie. Motivo de envidia para países como Argentina, por ejemplo.

En este escenario, lo único que esperan los casi 32 millones de peruanos es que el presidente Vizcarra, y en especial los partidos de oposición estén la altura de las circunstancias, para no terminar cambiando la actual política judicializada que vive y sufre el país, por una “justicia politizada” que puede ser un remedio peor que la enfermedad.

Source link

CNN en Espanol

Sarah Hyland de "Modern Family" revela que fue sometida a un segundo trasplante de riñón


(CNN) – Sarah Hyland tiene buen estado de salud después de que una serie de problemas médicos la hicieron ingresar varias veces a hospitales en los últimos años.

En una entrevista reveladora con la revista Self, la actriz de la “Modern Family” contó su experiencia sobre cómo fue recibir un segundo trasplante de riñón y su endometriosis, una condición que ocurre cuando el tejido que recubre el útero se encuentra fuera del útero.

Hyland, que tiene displasia renal, recibió su primer trasplante hace siete años. Su padre fue el donante.

Hace dos años, dijo Hyland, su cuerpo comenzó a rechazar el riñón, que tuvo que ser extirpado en mayo de 2017. Durante esa cirugía, los médicos también descubrieron que tenía una hernia abdominal.

“Cuando un miembro de la familia te da una segunda oportunidad en la vida y eso falla, se siente como tu culpa”, dijo Hyland. “Y no lo es”.

La terrible experiencia dejó a Hyland “muy deprimida”, e incluso pensó en suicidarse, dijo a la revista.

“Había pasado 26 años de ser siempre una carga, de tener que cuidarme siempre, de que me cuidaran porque siempre he tenido problemas de salud. Y es un sentimiento realmente indefenso”, dijo. “Cosas como esta pueden ser muy difíciles para una persona”.

Hyland se sometió a diálisis de febrero a octubre de 2017. Durante ese proceso, se descubrió que su hermano menor era compatible.

Ella tuvo su segundo trasplante en septiembre de 2017.

En la primavera de 2018, también se sometió a una cirugía para tratar su endometriosis y otra para reparar su hernia.

Después de seis cirugías en un año y medio, Hyland dice que ahora está “estable” y “súper feliz con la vida”.



Source link

Continue Reading

CNN en Espanol

Al menos 16 allegados de Trump tuvieron contactos con rusos durante la campaña o la transición


(CNN) – Al menos 16 personas vinculadas con Donald Trump tuvieron contactos con rusos durante la campaña o transición de 2016, de acuerdo con declaraciones públicas, presentaciones ante la corte, informes de CNN e informes de otros medios de comunicación

Estas comunicaciones fueron en reuniones cara a cara, llamadas telefónicas, mensajes de texto, correos electrónicos y chats de video.

En los meses posteriores a la elección, Trump y sus altos funcionarios negaron repetidamente que hubiera habido algún contacto con los rusos durante la campaña o que hubiera vínculos entre la campaña y los rusos.

Todos en esta lista niegan participar en cualquier “colusión” con los rusos.

1. El ex presidente de la campaña de Trump, Paul Manafort, asistió a la reunión de junio de 2016 en la Torre Trump con un grupo de rusos que —se dijo— tenían información que afectaría a Hillary Clinton. También se reunió y le envió un correo electrónico a Konstantin Kilimnik, su socio de negocios ruso que se sospecha que tiene vínculos con la inteligencia rusa, según documentos judiciales.

2. El alto funcionario de la campaña de Trump Rick Gates también estuvo en comunicación durante la campaña con Kilimnik, quien  se sospecha tiene vínculos con la inteligencia rusa, según los registros judiciales.

3. El ex asesor de seguridad nacional Michael Flynn intercambió llamadas telefónicas y mensajes de texto con el embajador ruso Sergey Kislyak durante la transición de Trump. También estuvo con el asesor principal de la Casa Blanca y con el yerno de Trump, Jared Kushner, cuando se encontraron con Kislyak en la Torre Trump durante la transición.

4. El hijo de Trump, Donald Trump Jr., asistió a la reunión de junio de 2016 en la Torre Trump. Alrededor de ese tiempo, tuvo al menos tres llamadas telefónicas con Emin Agalarov, la estrella del pop ruso que ayudó a organizar la reunión. Trump Jr. también fue presentado brevemente al banquero ruso Alexander Torshin en una cena durante la convención de la Asociación Nacional del Rifle de EE.UU. Los fiscales federales dijeron en 2018 que Torshin era el encargado de la presunta espía rusa Maria Butina.

5. El asesor de la Casa Blanca Jared Kushner también asistió a la reunión de la Torre Trump. Durante la transición, conoció a Kislyak y al banquero estatal ruso Sergey Gorkov.

6. El asesor de la campaña de Trump George Papadopoulos se reunió varias veces con el profeso, Joseph Mifsud, una personas con conexiones el el Kremlin, y con una mujer rusa que falsamente afirmó ser la sobrina de Vladimir Putin. También estuvo en contacto con Ivan Timofeev, un analista ruso de política exterior.

7. El ex asesor de la campaña de Trump Carter Page se reunió con Kislyak durante la convención republicana. También se reunió con legisladores rusos y un ejecutivo de la compañía petrolera Rosneft, administrada por el Kremlin, durante sus viajes a Rusia en julio y diciembre de 2016.

8. El ex fiscal general Jeff Sessions tuvo dos reuniones con Kislyak durante la campaña. La primera fue al margen de la convención republicana. La segunda fue en su oficina del Senado en Washington en septiembre de 2016

9. El funcionario de la campaña de Trump JD Gordon también se reunió con Kislyak durante la Convención Nacional Republicana. Él dice que habló con Kislyak en dos eventos separados.

10. El ex asesor de la campaña de Trump Roger Stone se reunió con un hombre ruso en mayo de 2016 que se hacía llamar Henry Greenberg y le ofreció información comprometedora sobre Clinton por 2 millones de dólares. Stone también intercambió mensajes privados de Twitter con agentes de inteligencia rusos que se hicieron pasar por el pirata informático Guccifer 2.0.

11. El ex asesor de campaña de Trump Michael Caputo también estaba en contacto con el hombre ruso que se hizo llamar Hank Greenberg. Caputo dijo que ayudó a organizar la reunión de Greenbeg con Stone.

12. El asesor de Trump Erik Prince se reunió con el banquero estatal ruso Kirill Dmitriev durante un controvertido viaje de enero de 2017 a las Seychelles. Prince le dijo al Congreso que hablaban de negocios.

13. El funcionario de la Casa Blanca Avi Berkowitz, quien se ha desempeñado como asistente personal de Kushner, se reunió con Kislyak durante la transición de Trump.

14. El ex abogado de Trump Michael Cohen estuvo en contacto con al menos dos compañías rusas durante la campaña que quería construir una Torre Trump en Moscú. Recibió una llamada telefónica de 20 minutos con alguien de la oficina del portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, sobre el proyecto, de acuerdo con documentos judiciales. Y habló con un hombre ruso que afirmó tener conexiones influyentes y ofreció “sinergia política” con la campaña de Trump, de acuerdo con documentos presentados ante el tribunal.

15. La asesora  de la Casa Blanca Ivanka Trump estaba en contacto con la esposa del ruso que ofreció “sinergia” a Cohen. Su portavoz confirmó que recibió un correo electrónico y se lo pasó a Cohen.

16. El socio comercial de Trump Felix Sater, quien anteriormente trabajó con Trump en negocios inmobiliarios, se puso en contacto con los rusos mientras trabajaba con Cohen en el proyecto de la Torre Trump en Moscú.



Source link

Continue Reading

CNN en Espanol

En 200 años, los seres humanos revirtieron una tendencia climática que duró 50 millones de años, según un estudio

(CNN) – ¿Qué ven los científicos al comparar nuestro clima futuro con el pasado? En menos de 200 años, los seres humanos hemos revertido una tendencia de enfriamiento de millones de años, según sugiere una nueva investigación.

Si el calentamiento global continúa sin control, la Tierra en 2030 podría parecerse a la Tierra de hace 3 millones de años, según un estudio publicado el lunes en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.

Durante esa época, conocida como el Plioceno medio, las temperaturas eran más altas, en alrededor de 2 a 4 grados Celsius, y los niveles del mar eran más altos, en aproximadamente 20 metros que en la actualidad, explicó Kevin D. Burke, autor principal del estudio e investigador y candidato a doctor en el Instituto Nelson de Estudios Ambientales de la Universidad de Wisconsin-Madison.

Hoy es “uno de los escenarios más difíciles en los que nos hemos encontrado”, dijo Burke. “Este es un período muy rápido de cambio climático. Es importante buscar cualquier cosa que podamos hacer para frenar esas emisiones”.

Los científicos del clima dicen que nuestro planeta es aproximadamente 1 grado Celsius más caliente de lo que era entre 1850 y 1900 y que esto se debe en parte a las emisiones de gases de los automóviles, aviones y otras actividades humanas. Algunos gases, como el dióxido de carbono y el metano, atrapan el calor en la atmósfera y producen un “efecto invernadero” que calienta el planeta.

 

Continue Reading

Trending