Connect with us

CNN en Espanol

Petrolero iraní llega a aguas venezolanas a pesar de la amenaza estadounidense


(CNN) — Un primer buque tanque de combustible iraní llegó a las aguas territoriales venezolanas el sábado por la noche para “entregar gasolina al pueblo venezolano”, informó la estatal VTV de Venezuela.

El buque, llamado Fortune, es uno de los cinco que se dirigen desde Irán, según la Agencia Venezolana de Noticias. VTV transmitió un mapa que mostraba buques iraníes llamados Fortune, Forest, Petunia, Faxon y Clavel rumbo a Venezuela.

El ministro de petróleo de Venezuela, Tareck El Aissami, escribió en Twitter el sábado por la noche que los buques iraníes estaban dentro de la Zona Económica Exclusiva de Venezuela después de haber confirmado que el envío iraní estaba llegando. Según VTV, los buques iraníes fueron escoltados por buques y aviones navales de las Fuerzas Armadas Nacionales Bolivarianas. VTV informó que Venezuela “sufre de falta de producto de gasolina debido a las medidas coercitivas ilegales impuestas por Estados Unidos“.

“En nombre de Nicolás Maduro y de toda Venezuela, saludamos y damos la bienvenida a los barcos de la República Islámica de Irán que están cerca de desembarcar en los puertos de nuestro país. ¡Esta cooperación energética está dirigida al desarrollo integral en beneficio de ambas naciones! ” El Aissami escribió en Twitter el sábado.

Se incendia y explota camión con gasolina en Venezuela 0:54

“La cooperación energética entre Irán y Venezuela se basa en el intercambio científico y el desarrollo productivo de la industria de los hidrocarburos, además de la experiencia que nos une como países de la OPEP. ¡Gracias hermanos! el expresó.

CNN informó el 14 de mayo que Estados Unidos estaba considerando tomar represalias contra Irán por envíos de combustible a Venezuela.



Source link

CNN en Espanol

Gobierno de EE.UU. revoca política de negar visas de estudiantes si las universidades imparten todas las clases en línea


(CNN Español) — La jueza de distrito estadounidense Allison Burroughs dijo el martes que el gobierno acordó rescindir su política de negar las visas de los estudiantes internacionales si las escuelas a las que asistían solo ofrecían clases en línea.

Burroughs, a quien se unieron abogados de Harvard, MIT y el gobierno en una audiencia realizada a través de Zoom, dijo que el acuerdo entre las partes haría que una directiva del 6 de julio se rescindiera “a nivel nacional”.

A principios de julio se supo que los estudiantes internacionales que buscan títulos en Estados Unidos podrían tener que abandonar el país o arriesgarse a ser deportados si sus universidades cambian a dar solo clases en línea, de acuerdo a un anuncio del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés).

La medida podía afectar a miles de estudiantes extranjeros que van a Estados Unidos para asistir a universidades o participar en programas de capacitación, así como en estudios no académicos o vocacionales.

Harvard y el Instituto de Tecnología de Massachusetts demandaron la semana pasada al gobierno de Trump por su orientación de no permitir que los estudiantes extranjeros tomen cursos solo en línea este semestre de otoño boreal.

Harvard anunció a principios de la semana pasada que todos los cursos se harán línea, incluso para los estudiantes que viven en el campus. En una declaración proporcionada a CNN, la universidad dijo que la orientación afectará a aproximadamente 5.000 estudiantes internacionales.

Con información de Sonia Moghe, Priscilla Alvarez y Catherine E. Shoichet



Source link

Continue Reading

CNN en Espanol

Opinión | EE.UU.: La verdad sobre la reapertura de escuelas en plena pandemia, según una pediatra


Nota del editor: Edith Bracho-Sanchez es pediatra de atención primaria, directora de Telemedicina Pediátrica y profesora asistente de pediatría en el Centro Médico Irving de la Universidad de Columbia. También es miembro de la Academia Estadounidense de Pediatría. Las opiniones expresadas en este comentario son suyas. Leer más artículos como este en CNNe.com/opinión.

(CNN Español) — Todos sabemos que la escuela juega un papel crucial en la vida de los niños. Pero el presidente Donald Trump, sin planes claros para contener el covid-19 en las comunidades donde está resurgiendo actualmente, ha amenazado con eliminar los establecimientos educativos que no se hayan abierto en el otoño (entre septiembre y diciembre, en el hemisferio norte). Esa acción sería perjudicial para los niños, sus padres y maestros, y agregaría más miedo y confusión durante un tiempo ya caótico. Como escribió Tami Luhby de CNN, el presidente no puede recortar unilateralmente el actual apoyo federal a las escuelas, pero “podría tratar de restringir algunos fondos de ayuda para pandemias recientes o negarse a firmar futuros subsidios y rescates para la educación, y cualquier disminución en el financiamiento federal afectaría duramente a las escuelas.

Nuestro objetivo colectivo debe ser reabrir las escuelas de manera segura este otoño. Pero su reactivación es exactamente eso, un objetivo. Uno que requerirá trabajo, preparación, flexibilidad y acción colectiva para ejecutarse de manera segura.

Los preparativos para una reapertura segura deben comenzar con una estrategia integral para contener el virus en las comunidades donde está resurgiendo actualmente y, como los expertos en salud han dicho desde el comienzo de la pandemia, las estrategias de contención deben adoptarse de manera amplia y consistente en todo el país si el virus no deja de propagarse de una comunidad a otra.

Estudio: Escuela presencial equivale a mejor aprendizaje 0:45

Los maestros, los estudiantes y los padres -y los empleadores de estos- también deberán mantenerse lo más flexibles que sea posible. Algunas escuelas pueden reabrir y luego volver a cerrar si hay un resurgimiento del virus. Otras pueden optar por adoptar modelos híbridos donde los estudiantes participen en el aprendizaje en persona durante parte de la semana escolar y eso conviva con clases virtuales.

Como comunidades también debemos asegurarnos de que todas las escuelas, no solo las de los distritos más ricos, tengan los recursos para reabrir de manera segura este otoño. No hacerlo agravaría aún más las disparidades en la educación y dejaría a los niños en comunidades ya vulnerables rezagados de sus compañeros.

La ciencia y los hechos, y no el miedo o las amenazas, deben guiar nuestras elecciones. Las recomendaciones recientes de la Academia Estadounidense de Pediatría para la reapertura de las escuelas en persona se basan en los beneficios documentados de la escuela para los niños y sus familias, así como en el entendimiento de que el covid-19 es una enfermedad muy diferente en niños que en adultos. Los datos muestran constantemente que los niños tienen menos probabilidades de presentar síntomas o de desarrollar complicaciones. Los menores también parecen menos propensos a infectarse con SARS-CoV2, el virus que causa el covid-19.

Reapertura de las economías aumentó contagios de covid-19 1:57

Y no hay duda de que la escuela es buena para los niños, no solo por su educación, sino también por su desarrollo y su salud mental y física. También es un lugar donde muchos niños reciben atención médica brindada por enfermeras y médicos escolares, reciben comidas nutritivas y donde los casos de abuso o negligencia, a menudo, se detectan por primera vez.

Sin embargo, aunque los datos son tranquilizadores y los beneficios de la asistencia a la escuela en persona son claros, los niños simplemente no existen en el vacío: necesitan que los padres los dejen y los recojan, que los maestros les enseñen y los cuiden. A veces los abuelos son los que están allí para ayudar. Y la lista podría continuar. El riesgo de contagiarse con covid-19 para adultos parece ser mayor en otros adultos que en niños, y cada una de estas interacciones entre adultos aumenta el riesgo de que se vean expuestos y, en última instancia, se infectan.

Es injusto pedirles a los padres que envíen a sus hijos a la escuela, y pedirles a los maestros, muchos de los cuales tienen sus propias familias, que se presenten para enseñarles, mientras el virus continúa aumentando en las comunidades de todo el país. Si nos tomamos a pecho la reapertura de las escuelas en todas partes, primero debemos ser serios al contener este virus.

Ahora es el momento de dar mensajes consistentes y responsables en torno a las mascarillas u otros métodos de protección facial. También es hora de mejorar la disponibilidad de las pruebas y el tiempo de respuesta y, lo más importante, si queremos que los niños vuelvan a la escuela de manera segura, es tiempo de invertir en los establecimientos educativos, no amenazar su financiación.



Source link

Continue Reading

CNN en Espanol

El duro recordatorio que nos deja la muerte de Naya Rivera


Nota del editor: Peggy Drexler es psicóloga, investigadora y autora de “Our Fathers, Ourselves: Daughters, Fathers, and the Changing American Family” y “Raising Boys Without Men”. Actualmente, trabaja en otro libro sobre cómo las mujeres están condicionadas a competir entre ellas y qué hacer al respecto. Las opiniones expresadas en esta columna son de la autora. Ver más opiniones en CNNEE.com/Opinión.

(CNN) — La actriz Naya Rivera, quizás mejor conocida por su personaje de Santana López en el drama de Fox “Glee”, fue encontrada muerta después de una búsqueda de seis días de desaparecer en un lago de California, dijeron las autoridades.

Tenía 33 años y deja a un hijo de 4 años. El niño fue encontrado dormido en el bote de alquiler después de que se retrasara su devolución. Se encontró un chaleco salvavidas en el bote y el niño llevaba otro.

La desaparición tuvo un gran impacto: en las noticias, en las redes sociales y en otros espacios de la cultura. La gente no puede evitar el horror en sus ojos por la aparente muerte de una persona joven y hermosa.

Video muestra llegada de Naya Rivera al muelle 1:03

Luego también está la extrañeza de que ella sería la tercera entre los actores del programa, que aparentemente muere a una edad muy temprana. El actor Cory Monteith murió en 2013 de una sobredosis de drogas y lo mismo ocurrió con Mark Salling, quien aparentemente se suicidó en 2018.

Mientras lamentamos la pérdida de Rivera, no podemos evitar evaluar nuestras propias vidas y quizás hacernos algunas preguntas.

Enfrentarse a la muerte o a la idea, incluso, nunca es fácil. Sin embargo, hay algo especialmente trágico en la muerte de alguien joven, porque nos fuerza a considerar todo lo perdido en una vida que no se ha vivido completamente.

Con las celebridades, el sentimiento puede aumentar porque, después de todo, son consideradas como más grandes que la vida y, frecuentemente, nos presentan una imagen idealizada de una vida a la que podríamos aspirar.

Rivera comenzó a actuar los 4 años en el programa “The Royal Family”. Durante su carrera de casi tres décadas, apareció en “The Fresh Prince of Bel-Air”, “Family Matters”, “The Bernie Mac Show”, “Baywatch”, “CSI: Miami” y muchos otros programas, incluido “Glee”.

Aún así, a los 33 años se supone que tenía una gran carrera por delante.

Su historia es particularmente discordante en un momento en que las emociones relacionadas con la enfermedad y la muerte son lo más importante para la mayoría de nosotros.

Convivimos hace meses con la pandemia de coronavirus, y eso nos ha llevado a muchos a contemplar la mortalidad: cuán corta -y tenue- es la vida, cómo queremos vivir el tiempo que nos queda y que su duración, tal vez nunca ha sido más clara, es completamente desconocida.

La muerte de alguien nos recuerda: ¿qué no hemos hecho? ¿Qué podríamos estar haciendo? ¿Deberíamos volver a priorizar nuestras vidas? Y ya hemos visto mucho de eso este tiempo, durante el bloqueo y el distanciamiento de nuestras familias, amigos y trabajos.

Confirman muerte de Naya Rivera en lago Piru

Para muchos, dar un paso atrás de las vidas típicamente ocupadas les ha brindado la oportunidad de preguntarse si esas vidas son las que realmente quieren vivir y, de no ser así, qué cambios están dispuestos a hacer.

Al mismo tiempo, la muerte repentina de otro puede ayudarnos a reconsiderar cuánto “necesitamos saber” sobre lo que nos deparan nuestras vidas y dejar de hacer planes rígidos.

Las personas están programadas para planear y preocuparse por el futuro. Pero lo que el covid-19 nos ha mostrado, y lo que la joven muerte de esta joven nos pone adelante diez veces más, es que no podemos saber qué sucederá mañana. Aprender a vivir en el ahora se vuelve esencial.

Cuando hablamos de la muerte en este contexto o en cualquier momento de la vida, es clave comprender que las emociones variarán, pero debemos sentirlas -y no evitarlas- para procesar y lidiar mejor con el dolor.

Tales emociones pueden incluir dolor, confusión, enojo, arrepentimiento. No son necesariamente emociones cómodas, pero deben ser experimentadas. La forma en que se experimentan en un día determinado diferirá del siguiente. El objetivo de vivir un día a la vez puede sonar a cliché, pero es cierto.

Desafortunadamente, no hay una forma moderna y elegante de enfrentar la idea de la muerte, no hay una solución rápida o una solución fácil. No hay una buena manera de comprender lo que a menudo es inimaginable: cómo, por ejemplo, una joven madre con tantos recursos y posibilidades puede, en un abrir y cerrar de ojos, dejar de existir.

 



Source link

Continue Reading

Trending